Advertisement

thumbnail

Kraken



Las primeras narraciones sobre el Kraken provienen de la Noruega del siglo   XII y se refieren a una criatura del tamaño de una isla.

Probablemente no haya habido un monstruo marino legendario más aterrorizante que el Kraken. De acuerdo con las historias, esta enorme criatura de múltiples brazos podía alcanzar la altura del mástil principal de un navío.

El kraken es una criatura marina de la mitología escandinava y finlandesa descrita comúnmente como un tipo de pulpo o calamar gigante que, emergiendo de las profundidades, atacaba barcos y devoraba a los marinos. La leyenda puede realmente haberse originado de avistamientos de calamares gigantes reales que estimadamente tendrían de 13 a 15 metros de largo.
                         
Cuentos antiguos, describen al kraken como un animal "del tamaño de una isla flotante" (se decía que el dorso de un Kraken adulto tenía una longitud de 2,4 kilómetros ), cuyo verdadero peligro para los marineros no es la criatura misma, sino el remolino que crea después de sumergirse rápidamente en el océano.

El KRAKEN era tan enorme que, al descansar cerca de la superficie, se le confundía, a veces, con una isla o una serie de pequeñas islas. La "bestia islena", es decir, un animal marino de tamaño tal que se le consideraba una isla, ha aparecido en las leyendas marinas des la antigüedad.   

      Sin embargo, aparte de las magnitudes increíbles y físicamente imposibles   del KRAKEN de Pontoppidan, la descripción contiene algunas características sugerentes. Es "redondo, plano y lleno de brazos y ramas". "Puesto que,   con toda probabilidad puede suponerse que este enorme animal marino es de la especie de pulpo o de la estrella de mar... Parece que las partes que se contemplan en alto y son llamadas "brazos", constituyen, propiamente sus tentáculos". Pontoppidan afirmó que, pese a que el animal poseía fuerzas suficientes para arrastrar hasta el fondo incluso a la nave más grande, "no hay noticias de que alguna vez haya causado daños graves".Salvo, por supuesto, a quienes no volvieron para contarlo.

      Un entusiasta y joven naturalista frances llamado Denys de Montfort quien cayó seriamente en la realidad del KRAKEN, de Montfort pasó mucho tiempo con un grupo de balleneros estadounidenses, quienes se enconraban establecidos en el puerto frances de Dunkerke. Entre ellos escuchó muchas historias fantásticas acerca de los encuentros con la gigantesca bestia marina de muchos brazos.    

      De Montfort llegó a la conclusión de que había, en realidad, dos tipos de animales marinos gigantes: El pulpo "KRAKEN". Probablemente un calamar   gigante y un "pulpo colosal" o verdadero pulpo gigante. De Montfort opinaba que el pulpo "KRAKEN era un animal mas bien pacífico mientras que el pulpo colosal representaba al monstruo furioso que hundía los barcos y figuraba en tantos relatos de los marinos.




Subscribe by Email

Follow Updates Articles from This Blog via Email

No Comments

Con la tecnología de Blogger.